Gracias por tu visita. ¡No dudes en dejar tu comentario!

lunes, 3 de septiembre de 2007

Psicólogos

Durante este mes de Agosto, y “gracias” a la inactividad obligada por la operación de menisco, he podido terminar el libro “El alma está en el cerebro”, de Eduard Punset, y además he leído dos nuevas adquisiciones: “Los muertos vivientes”, de David Bolchover e “Inteligencia intuitiva”, de Malcolm Gladwell. Y de éste último va el post de hoy.

Precisamente en este libro del periodista americano (nacido en Inglaterra) Malcolm Gladwell “Blink. The power of thinking without thinking”, traducido al español como “Inteligencia intuitiva. ¿Por qué sabemos la verdad en dos segundos?”, se nombran distintos experimentos y estudios de varios científicos, que demuestran una vez tras otra que nuestro cerebro, sin saberlo, intuye muchas veces cuál es el mejor camino en una decisión.

No es que no pensemos, es que no somos conscientes de ello. A menudo decimos de forma equivocada eso de “ha sido una decisión tomada con el corazón”, ya que, en realidad, ha sido el cerebro el que lo ha decidido. Toda intuición, presentimiento o instinto parece estar bien respaldado por nuestro órgano pensante.

Me he entretenido en listar todos/as los/as psicólogos/as que aparecen en el libro, y son ni más ni menos que 28:

1- Gerd Gigerenzer
2- Timothy D. Wilson
3- Nalini Ambady
4- John Gottman
5- Sybil Carrère
6- Amber Tabares
7- Samuel Gosling
8- John A. Bargh
9- Mark Chen
10- Lara Burrows
11- Claude Steele
12- Joshua Aronson
13- Sheena Iyengar
14- Norman R.F. Maier
15- Joshua Aronson
16- Simon Baron-Cohen
17- Anthony G. Greenwald
18- Mahzarin Banaji
19- Brian Nosek
20- Timothy Judge
21- Gary Klein
22- Jonathan W. Schooler
23- Stuart Oskamp
24- Silvian Tomkins
25- Paul Ekman
26- Robert Levenson
27- Wallace V. Friesen
28- Virginia Demos

Te recomiendo este libro, aunque el sábado hablé con un amigo al que no le ha gustado. Los psicólogos continúan trabajando en ello. De hecho, la palabra intuición viene de los dos vocablos del latín “in” y “tueri” y significa "mirar hacia adentro". Interesante...

ACTUALIZACIÓN: He econtrado este artículo en el diario El País.

12 comentarios:

merce dijo...

Sigo pensando (o intuyendo) que el cerebro es y será el gran desconocido de nuestro cuerpo, un ordenador con muchísimas posibilidades, aún sin desarrollar al 100% (ni siquiera al 50%!)

intoku dijo...

Ni siquiera el 40%... ni siquiera el 30%... y ni siquiera el 20%!

Enric dijo...

Me quedo con esta frase que leí en algun libro: "Si nuestro cerebro fuese tan simple que lo pudiésemos comprender, seríamos tan simples que no podríamos comprenderlo". Es la madre del asunto, el pez que se muerde la cola.

La interrogación dijo...

Y sin embargo, en un libro que estoy leyendo de Punset, un científico apunta a que nuestro estómago o el corazón también están implicados en muchos procesos de razonamiento y que en muchos casos es mejor dejarse guiar por ellos que por el razonamientod de nuestro cerebro. Curioso, no?

intoku dijo...

Muy curioso, ¿pero no estará diciendo en realidad que es el cerebro el que finalmente está detrás de todas estas decisiones? Si no recuerdo mal (y el libro que mencionas es "El alma está en el cerebro" creo que es así).

Saludos!

Paquito dijo...

Pues claro: el hambre acelera procesos de decisión o la música es capaz de cambiar tu estado de ánimo por ejemplo (algo que tienen perfectamente estudiados los supermercados)...

Siempre me he preguntado qué tendrá nuestro cerebro que nos permite enviar cacharritos para investigar suelo marciano o estudiar cosas que sucedieron hace 65 millones de años (sin contar con esta cosa llamada informática :-))... Y, sin embargo, apenas conocemos nada de nuestro cerebro...

Una enfermedad como la epilepsia sigue, a día de hoy, siendo una dolencia crónica (no sé sabe porqué sucede ni es capaz siquiera de encontrar patrones que puedan predecir una crisis)...

Y, sin embargo, ¡Nos mueve! :-)

Un cordial saludo,

Paquito.
Paquito's World

intoku dijo...

Gracias por tu aportación Paquito!

Un tocayo tuyo, que es uno de los mayores expertos en este tema, el catedrático de fisiología humana Francisco Mora, dice que nuestro cerebro "es el más profundo de los desconocimientos que poseemos" en su libro "Como funciona el cerebro", de Alianza Editorial.

Saludos.

neurotransmisores dijo...

Yo pienso que el alma está en todas partes (alma colectiva). El alma individual de cada uno esta en todo el cuerpo, ya que que cada célula sabe lo que tiene que hacer. Lo que está claro es que la cabeza sola no funciona.

Maria dijo...

Yo creo que este será el siglo del cerebro, como lo fué el pasado para el resto del cuerpo humano. Llegaremos a conocerlo lo suficiente como para saber por qué sentimos lo que sentimos y por qué actuamos como actuamos. Y será sensacional porque eso nos permitirá conocernos y comprendernos mejor, aceptarnos como somos y de ahí a aceptar y a comprender a los demás apenas hay medio paso.

Agradezco haber topado con este comentario sobre el libro de Gladwell. Iré a echarle un "ojo" y a comprarlo tal vez. Yo a cambio recomiendo "La biología de las emociones" de Francisco Teixidó Gómez. Saludos

http://inteligenciaemocional.spaces.live.com/

intoku dijo...

Hola María, y gracias por tu recomendación.

Está muy bien tu sitio tanto el de blogger como el de spaces!

Si me dices tu email te mando un resumen del libro de Gladwell.


Saludos.

Maria dijo...

jajajjaa estamos fundando una de esas "mutual admiration societies" ¿no? porque a mi me gustan los tuyos. Gracias compañero. Me encantará recibir el resumen de Gladwell, pero primero tengo que averiguar como te mando el email que en esos detalles soy muyyyy torpe. ¿O lo pongo aqui?

intoku dijo...

Si lo pones aquí, en lugar de @ escribe "arroba" y en lugar de . escribe "punto", por si las moscas.

Si lo prefieres, puedes ir a "Mi perfil" y escribirme un email, que te responderé encantado con el resumen del libro.

Saludos!